viernes, 19 de febrero de 2010

Sobre escribir Cuento - Truman Capote


¿Qué fue lo primero que usted escribió?

Cuentos. Y mis más desaforadas ambiciones aún giran alrededor de este género. Me parece que cuando es explorado con seriedad el cuento es la forma más difícil de escritura, y la que exige la mayor disciplina. Todo el control y la técnica que tengo los debo completamente a mi experiencia con este medio de comunicación.

¿A qué se refiere exactamente al decir ‘control’?

Me refiero a mantener una preeminencia estilística y emocional sobre el material. Llámelo algo precioso y olvídelo, pero creo que un cuento puede hundirse por un ritmo inadecuado en una frase —especialmente si se presenta cerca del final— o por un error en la organización de los párrafos, o incluso por la puntuación. Henry James es el maestro del punto y coma. Hemingway es un organizador de párrafos de primera clase. Desde el punto de vista del oído, Virginia Woolf nunca escribió una frase mala. No quiero decir con ello que yo practico lo que predico. Sólo trato de hacerlo, eso es todo.

¿Cómo llega uno a la técnica del cuento?

Puesto que cada cuento presenta sus propios problemas técnicos, obviamente no se pueden hacer generalizaciones al estilo de dos-y-dos-son-cuatro. Para encontrar la forma adecuada para tu cuento, simplemente tienes que descubrir la forma más natural para contar la historia. La forma de comprobar si el escritor ha adivinado la forma natural para contar su historia es la siguiente: después de leerla, ¿puedes imaginarla de manera diferente, o bien silencia a tu imaginación y te parece absoluta y final? De la misma manera como una naranja es algo definitivo. De la misma manera como una naranja es algo que la naturaleza ha hecho simplemente bien.

¿Hay recursos para mejorar la propia técnica de escritura?

El único recurso que conozco es el trabajo. La escritura tiene leyes de perspectiva, de luz y sombra, igual que la pintura o la música. Si naces conociéndolas, perfecto. Si no, apréndelas. Y entonces reacomoda las reglas para que se adapten a ti. Incluso Joyce, nuestro más extremo inconforme, era un espléndido artesano; él pudo escribir Ulises precisamente porque pudo escribir Dublineses. Demasiados escritores parecen considerar que escribir cuentos es una especie de ejercicio con los dedos. Bueno, en tales casos lo único que hacen es ejercitar sus dedos...

TRUMAN CAPOTE

«The Paris Review»

1957

PhotobucketNo te pierdas esto:

Horacio Quiroga - Emociones y escribir...



3 comentarios:

  1. Sapiencial y humanidad, unido a donar, es la verdadera forma de ilustrar a los que deseamos beber de la misma fuente; claro que las gargantas son distintas y cada cual ingiere el agua según su sed. Pero lo bello es tener esa necesidad de mitigar la garganta seca del entendimiento y el conocer.
    Un besiño, amiga Ro.
    Rosa María

    ResponderEliminar
  2. Amiga Ro: Me enternece y me agrada profundamente cuando veo a una persona fotagrafiada con su minino y en ella se refeja el rictos de paz y sosiego. No comprendo como se le pueda no querer a los animales y menos que se les maltrate. Por todas las personas que AMAN Y RESPETAN a estos expléndidos seres.
    MI AMOR.
    Un besiño para ti, amiga Ro y para todos tus animalitos.
    Rosa María
    En este momento tengo a mi Orballo ronroneando en mi regazo y es tal la satisfacción que recibo que no hay fármaco que te lleve a este placer.

    ResponderEliminar
  3. Amiga Rosa María: Me gustan tus analogías, son la vida misma, Truman Capote en esta entrevista deja claro (como otros autores), que escribir cuento es un difícil arte, y descubrir la forma natural de narrar la historia.

    Comparto tu sentir, atrapar un momento de nuestra historia personal en una fotografía que compartes con tu minino, es un reconocimiento, una muestra de afecto, a su desinteresada existencia a nuestro lado. Mi querida "Princesa ahora mismo esta en mis piernas, creo que cuando escucha el teclado, lo traduce a "te acompaño a escribir tu historia" jejeje

    Saludos a Orballo -el gato escritor- Te envío mi cariño.
    Ro

    ResponderEliminar

Menos Violencia, Más orgasmos

¡Subvertir la violencia en placer! El orgasmo, más allá de la experiencia físico-corporal, es ícono de entrega y amor. El apoyo, la unión, la empatía entre mujeres nos ayuda a crecer y tener la fuerza de 'todas a una'.