lunes, 27 de diciembre de 2010

Reflexión en una mañana de diciembre


Comprendo que es la serena alegría del corazón, y la sonrisa, las que nos mantienen en el mismo canal con lo divino; es entender este momento presente, es encontrar el sentido a lo que hacemos. Entonces la gratitud llena nuestro espacio y de dicha el alma, que aflora en una sonrisa que saluda a nuestro hermano... el hombre. Dar una sonrisa encierra más que un simple gesto, es llenarte de fuerza nacida en tu corazón.

Ro

4 comentarios:

  1. Si fueramos capaces de estar siempre en sintonia con el amor, la gratitud (es otra forma de amor), con la belleza del pensamiento positivo, podríamos pedir la última estrella y nos sería dada. A veces se me cansa el corazón, el espíritu y si consigo saltar por encima de este pensamiento, vuelvo a renacer. Ojala este nuevo año me traiga a mí, a vosotros la fuerza necesaria para continuar amando a nosotros mismos y a los demás. Feliz 2011.

    ResponderEliminar
  2. Pepi: Gracias por tus buenos deseos. Creo que en lo simple esta la clave; los que hemos conocido las lágrimas, estamos listos para saber que es la alegría, ese detonante es el que llena el presente.
    Con la fuerza nacida del corazón, para todos.
    Ro

    ResponderEliminar
  3. FELIZ AÑO NUEVO!!!! nuestros mejores deseos de felicidad para tí!,
    ISIS, DANA Y WINONA

    ResponderEliminar
  4. winonafashion, muchas gracias, he pasado a visitarte y cada vez esta mas bello tu blog.

    Lo mejor de la vida en este 2011 para ti y las chicas.
    Con cariño
    Ro

    ResponderEliminar

Menos Violencia, Más orgasmos

¡Subvertir la violencia en placer! El orgasmo, más allá de la experiencia físico-corporal, es ícono de entrega y amor. El apoyo, la unión, la empatía entre mujeres nos ayuda a crecer y tener la fuerza de 'todas a una'.